Es engañoso establecer una relación de amigos con beneficios. Hay muchas cosas que considerar antes de tomar la decisión de casualmente relacionarte con alguien que conoces. Aquí te compartimos algunas reglas para ayudarte a que funcione.

Cómo tener un amigo con beneficios

  1. No planear

Una vez que empiezan a planear la hora de verse, deja de ser una relación casual de amigos con beneficios. Dejen que las cosas sean espontáneas.

  1. No esperar nada

Si esperas algo de tu amigo con beneficios, entonces comenzarán a surgir los sentimientos. Es importante mantener las emociones y expectativas fuera de la ecuación. Además, si no esperas nada no saldrás lastimado.

  1. Qué tan amigos son

Tal vez tú te tomes la palabra “amigos” muy en serio, mientras tu pareja sólo quiere verte a las 3am. Es importante decidir desde antes qué tan amistosos serán fuera de la habitación.

  1. No quedarse a dormir

Dormir juntos los llevará a acurrucarse, lo que eventualmente hará que uno de ustedes sienta algo por el otro. No hay razón para que duerman juntos si toda la relación está basada en sexo.

  1. Limitar la comunicación

Limiten su comunicación a sólo un mensaje cuando quieran encontrarse, de otra manera te volverás dependiente de la otra persona. Si deseas que la relación sea sólo sexo, no hay razón para estarse llamando o enviando mensajes durante todo el día.

  1. No sientas celos

Tu amigo con beneficios no es tu novio(a). Es momento de tener una plática sobre lo que quieres de la relación si sientes celos porque viste a tu pareja con alguien más.

  1. No compartir detalles privados

Compartir detalles privados es lo que hace la gente en una relación comprometida cuando quieren crecer como pareja. Así que es algo que debes evitar si no quieres llevar la relación a otro nivel.

  1. No compañeros de trabajo

Relacionarte casualmente con alguien de tu trabajo es problemático. Se verán todos los días, todo el día. Es muy probable que empiecen a desarrollar sentimientos, y de pronto las cosas ya no serán casuales.

  1. Define un límite de tiempo

Este tipo de relaciones no puede durar para siempre, y es mejor comenzarla con un límite de tiempo. Si ninguno de los dos sabe cuándo terminar, las cosas se pueden poner complicadas.

  1. Prepárate emocionalmente

Tal vez puedas pensar que no sentirás cercanía a la otra persona, pero el tiempo te puede sorprender. Comienza una relación de amigos con beneficios sabiendo que puedes terminar herido, y prepárate para cuando tu pareja te pida poner fin al trato.

Anuncios